La literatura no es otra cosa que un sueño dirigido.
Jorge Luis Borges

domingo, 4 de abril de 2021

VER LAS OREJAS AL LOBO

 

Me encuentro haciendo mi primera aproximación a la escritora canadiense Alice Munro, Premio Nobel de Literatura 2013, debo decir que me he acercado a su narrativa por que el nobel fue otorgado a una cuentista por excelencia, el cuento es su espacio natural, su forma de estar en el mundo, y con su maestría ha podido enriquecer el género del relato corto de una forma tan intensa como en su momento lo hicieron  Anton Chejov, García Márquez o el mismo Ernest Hemingway.

El relato "Ver las orejas al lobo" es para mi modesta opinión una pequeña joya de la narrativa, pues se pueden compactar vidas enteras en un texto relativamente corto, esa es una de las grandes habilidades de Alice Munro, su capacidad de síntesis y de mantener la tensión narrativa sobre una trama profundamente emocional, que deja ver a flor de piel los eventos cotidianos marcados casi siempre por profundas y a veces dolorosas decisiones.

La temática trata la entrada en la tercera edad, como último resquicio al que los seres humanos asistimos sin que por esto, el asombro y las tormentas de la vida dejen de acompañarnos en el día a día, pues Fiona es una mujer que sin previo aviso y en forma silenciosa  se va sumergiendo en un  deterioro de su memoria, lo cual va causando dificultades domésticas hasta volverse un riesgo para su propia vida, es entonces cuando en compañía de su esposo Grant,   con el que ha mantenido una relación de 45 años de convivencia matrimonial, deciden ir hacia un centro geriátrico para que ella permanezca a buen recaudo.

Una de las normativas del citado centro es que quien ingrese debe pasar allí  los primeros 30 días sin visitas, esto con el propósito de que exista una fase de adaptación y reconocimiento de una nueva forma de convivencia con quienes comparten los días en ese lugar.

Cuando Grant regresa luego de esos días en que también él,  ha hecho una profunda introspección de su vida y su comportamiento no exento de algunas infidelidades, al llevarlo a la habitación de Fiona ella ya no lo reconoce, los recuerdos y vivencias con su esposo y compañero de toda una vida se han evaporado de su consciencia, ella solo vive el presente en el cual ahora está su compañero de asilo Aubrey, con quien puede dialogar y compartir  momentos de mutua atención y cordialidad, lo cual poco a poco se transformará en un cariño entrañable y necesario.




Ante esta difícil situación a Grant le cuesta mucho aceptarlo pero al final decide que es mejor que Fiona se sienta acompañada de alguien mientras esté en ese lugar y de esta manera evitar que la soledad la destruya y termine de mala forma sus  últimos años, sin embargo en un momento dado Aubrey es retirado del centro geriátrico por su esposa Marian  quien atraviesa una compleja situación económica , entonces Fiona se encuentra de frente con la ausencia y cae en depresión.

La trama es tratada con mucha sutileza literaria por Alice Munro pese a lo penoso que puede resultar el hilo conductor del relato, esa es la magia que el lector va sintiendo casi sin percatarse, la autora relata con gran destreza  un  Short Story que nos lleva  de la mano a las profundidades del alma. 

Finalmente, Grant termina pidiendo a Marian (esposa de Aubrey) que lleve nuevamente a su esposo a la casa de ancianos para que así Fiona pueda mantener su frágil condición mental, en este sentido Grant busca entregar un tiempo de alivio a Fiona, y que este sea un tributo a la vida que llevaron juntos, sin embargo Marian en su desconsuelo también pasaría fugazmente por la vida de Grant.




La narrativa de Alice Munro toca las fibras más sensibles de la condición humana y lo hace con una capacidad para aglutinar en pocas páginas la vida misma de sus personajes que sin duda son complejos en su estructura,como complejo es el mundo en que vivimos.

Este cuento fue llevado a la pantalla por Sarah Polley en el 2006 con el Título de  "Away from her" y fue nominado a varios premios y reconocimientos del séptimo arte con dos nominaciones al Oscar 2007 por mejor actriz  (Julie Christie) y mejor guión. 




 


 

18 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Que buena reseña, única com lo haces, los escribes. La he sentido y te agradezco enormemente como eres como escritor y como amigo....
    Abrazo desde el mar de Miami.
    No cambies!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    Mucha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las gracias te las doy a ti por visitarme, y que bueno que te haya gustado Mucha. Un Abrazo

      Eliminar
  3. He leído otros de esta autora, pero me ha gustado mucho.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido contigo Rocío, Alice Munro es una escritora de la cual se disfruta y se aprende. Un abrazo para ti.

      Eliminar
  4. Parece una historia muy delicada, o tratada al menos con mucha delicadeza.
    Tengo muchas ganas de leer a esta autora precisamente por estar considerada como una magnífica cuentista. De hecho tengo un libro suyo esperándome del que pensaba dar cuenta el pasado año. Suele ocurrirme que se me cruzan lecturas, me lío sola y al final pocas veces cumplo mis propósitos lectores. Pero espero que de este 2021 no pase mi encuentro con Alice Munro.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lorena , pues si es un tema complejo el que está expuesto en este cuento de Alice Munro sin embargo la narrativa permite entender y sentir de cerca una situación de estas que con la maestría que esta escrito evidencia que estamos ante una gran escritora.

      Eliminar
  5. Hola Pablo se nota que has disfrutado de la lectura y así se desprende de tus palabras.
    He leído algunos cuentos de Alice Munro y esa sensibilidad y delicadeza en su narrativa es algo que pude observar.
    No conocía este título que has traído y tampoco que se había hecho una película, lo anoto para leerlo en otro momento.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda Conxita yo he disfrutado de esta lectura, y me agrada que hayas podido conocer a la escritora más importante de Canadá en cuanto a cuento se refiere. UN abrazo para ti .

      Eliminar
  6. Alice Munro me gusta mucho como escritora, tiene una sensibilidad exquisita, de esta obra que comentas, magistralmente, no había oído hablar y de la película que se ha hecho de ella tampoco, voy a intentar leerla porque me ha despertado la curiosidad lo que escribes de ella.
    Encantada de haberte conocido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tracy , que bueno que te agrade , tanto la narrativa como la película son muy buenas expresiones de arte que podemos disfrutar , gracias por tu visita , un gusto contar contigo. Un abrazo.

      Eliminar
  7. Hola Pablo
    después de leerte me fui ver quien era Alice Munro
    La tendré presente para momentos en que lea
    un abrazo inmenso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita Mucha, espero puedas disfrutar de los cuentos de Alice Munro. Un abrazo para ti .

      Eliminar
    2. eres muy especial seguí asi siendo único

      Eliminar
  8. Alice Munro es una maravillosa escritora, una especialista en explicarnos lo cotidiano, lo habitual, lo rutinario... y que aparezca lo excepcional sin darnos cuenta (tanto positivo como negativo). Sus relatos son magníficos y veo que este también lo es (no lo he leído pero lo buscaré).

    Un abrazo y gracias por contarlo tan bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido plenamente contigo, por tanto seguiré explorando los relatos de esta maravillosa escritora canadiense. Un abrazo y gracias por tu gentil comentario.

      Eliminar
  9. Hola! Segun tu reseña parece que te ha gustado, muy interesante el tema. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si tienes razón Hanna me ha gustado mucho, gracias por tu visita, un abrazo.

      Eliminar

COMENTARIO letra/capitalxxi